Postula tu caso
México / Fundaciones

Fundación Quiera
Apoya organizaciones que protegen los derechos de niños, niñas y jóvenes vulnerables

Quiera, la fundación de la Asociación de Bancos de México, A.C, apoya a organizaciones que trabajan por el desarrollo integral de niñas, niños y jóvenes en situación o riesgo de calle a través de su Modelo de Fortalecimiento Institucional. Es el caso de Fundación Pro Niños de la Calle, la cual opera un modelo educativo orientado a la reinserción de menores de edad a la sociedad y el cambio en la organización familiar para prevenir la situación de calle.

ANTECEDENTES Y CONTEXTO

Un tercio de la población de México son niñas, niños y jóvenes, de los cuales un 51,1 % vive en condiciones de pobreza1, problemática que resulta estructural y generalizada para casi todo el territorio

Este último grupo se enfrenta al riesgo de acabar en la calle o ya está en esa situación, un problema con raíces en desigualdades sociales, económicas, de género y legales. Los flujos migratorios de menores sin acompañantes, el abandono familiar y la violencia intrafamiliar agravan este problema. Y las niñas, niños y jóvenes en situación de calle están expuestos a la discriminación social, el consumo de drogas, la explotación laboral, la prostitución, el acoso policial y la delincuencia, entre otras amenzas2.

México ratificó la Convención Internacional sobre los Derechos del Niño (CDN) y en 2014 se expidió la Ley General de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes3. No obstante, datos recientes de organismos no gubernamentales indican que al menos en la Ciudad de México existen más de 20.000 niños en situación de abandono o desamparo4 y la evolución de sus costumbres y usos ha hecho que pierdan visibilidad social.

Un tercio de la población de México son niñas, niños y jóvenes, de los cuales un 51,1 % vive en condiciones de pobreza, problemática que resulta estructural y generalizada para casi todo el territorio.
En este contexto, Fundación Quiera, brazo social de la Asociación de Bancos de México (ABM), decidió apoyar y fortalecer a Fundacion Pro Niños para atender el problema de niñas, niños y jóvenes en riesgo o situación de calle en la Ciudad de México y en el estado de México a través de su modelo educativo, que comprende tres programas: De la calle a la esperanza, Casas de transición a la vida independiente y Atención a familias.

1 Unicef, (2019), Informe anual 2019: Unicef México. Consultado aquí
2 Becerra, A., (2015). Reporte Temático Número 4, Trabajo Infantil en México. Cámara de Diputados LIX Legislatura. Consultado aquí
3 Comisión Nacional de los Derechos Humanos, CNDH, México, (2020). Los derechos de las niñas y los niños. Consultado aquí
4 Fundación Pro Niños, (2020). Niños, niñas, adolescentes y jóvenes en situaciones de calle: Elementos para repensar las formas de intervención. Fundación Pro Niños. Consultado aquí

DESCRIPCIÓN

Fundación Quiera fue creada en 1993 con la finalidad de que los bancos, como gremio, contarán con un brazo social para contribuir a la sostenibilidad institucional de las organizaciones de propósito social (OPS) que trabajan con niñas, niños y jóvenes en riesgo o situación de calle.

Desde sus inicios, Fundación Quiera estableció que los principales retos para atender y visibilizar el problema de la niñez y la juventud en situación de calle no residían en la falta de iniciativas, sino en la necesidad de instalar capacidades dentro de las instituciones que atienden el problema. Por eso desarrolló un esquema de trabajo enfocado en el acompañamiento institucional, personalizado y de largo plazo (en promedio 16 años) de organizaciones que trabajan con dicha población. Y las agrupó en la Red de Instituciones Fortalecidas por Quiera (IFQ).

Fundación Quiera desarrolló un esquema de trabajo enfocado en el acompañamiento institucional, personalizado y de largo plazo de organizaciones que trabajan con niños y jóvenes en riesgo o situación de calle.
Un caso emblemático de esta intervención es la Fundación Pro Niños, organización que nació en 1993 con el propósito de atender a la niñez y juventud (de 8 a 21 años) en riesgo o situación de calle. La Fundación Pro Niños entró al Programa de Fortalecimiento de la Fundación Quiera desde 1996 y ha recibido acompañamiento continuo durante más de dos décadas. En 2020 se encuentra en fase de “graduación”; lo que significa que se prepara para una estrategia de salida, que se lleva a cabo a partir del diseño de un plan a la medida, ajustado a sus necesidades.

La Fundación Pro Niños basa su intervención en un modelo educativo enfocado en la restitución de los derechos humanos, el desarrollo de habilidades para la vida y el ejercicio de procesos de participación con el cual niñas, niños, jóvenes y sus familias puedan transformar sus condiciones de vida. La intervención ofrece una atención integral de niños y jóvenes que incluye acompañamiento personalizado, salud, educación, recreación, formación artística, capacitación para el trabajo y desarrollo de habilidades socioemocionales, entre otros servicios.

IMPLEMENTACIÓN

Las organizaciones apoyadas por la fundación, específicamente aquellas que brindan alojamiento a niñas, niños y jóvenes en riesgo de calle, reciben financiación y acompañamiento para instalar capacidades que les permitan mejorar su impacto social.

Financiamiento a la medida

El apoyo económico brindado a Fundación Pro Niños se ha incrementado en cada una de las etapas de acompañamiento. La primera fase duró tres años y se centró en las necesidades de la organización, con una donación de USD 52.916. Durante la segunda fase, de diez años, se apoyaron proyectos específicos con USD 182.331. La tercera fase, también de diez años y enfocada en el esfuerzo articulador de la organización, un proceso de fortalecimiento institucional más puntual, obtuvo una donación de USD 248.340.

La IFQ aporta una coinversión mínima del 30 % de forma directa o a través de otros donantes. Un 5 % puede ser destinado a gastos administrativos y hasta un 15 % a sueldos. El valor agregado de trabajar de esta forma consiste en implementar un modelo de inversión social estratégico, que garantice un fortalecimiento institucional factible, pertinente y evolutivo5.

Las organizaciones apoyadas por la fundación, reciben financiación y acompañamiento para instalar capacidades que les permitan mejorar su impacto social.
Desde 1996, la Fundación Pro Niños ha utilizado el apoyo financiero de Quiera para la sistematización y operación del modelo de intervención de los programas De la Calle a la Esperanza y Casa de Transición a la Vida Independiente. También ha destinado parte de estos recursos para otorgar becas y promover otros proyectos como talleres de verano y una iniciativa de atención a la salud mental.

Debido a la coyuntura de la COVID-19 se ha financiado un área para la innovación educativa que busca aminorar la deserción escolar. Los recursos para este tipo de intervenciones son etiquetados por objetivos, lo cual facilita el proceso de seguimiento de los donativos, así como la detección temprana de nuevas necesidades.

Apoyo no financiero

El proceso de colaboración entre Quiera y Fundación Pro Niños parte de una planeación multianual basada en un diagnóstico institucional llevado a cabo por la primera. Este diagnóstico permite categorizar a la OPS según su nivel de madurez institucional. Además, contempla las características y necesidades particulares que requiere la intervención.

Uno de los principales apoyos de Fundación Quiera es la provisión de recursos intelectuales mediante alianzas. En particular, el intercambio con otras organizaciones ha sido crucial para el fortalecimiento de capacidades y la consolidación estratégica de la OPS. Según Carmela Pírez, Directora General de Fundación Quiera, generar “lazos humanos que se vuelven institucionales (...) hace una diferencia en la inversión social”.

Quiera articula esfuerzos gracias a la facilitación de procesos de comunicación y encuentros con aliados. La Fundación Juconi México, A.C., por ejemplo, ha brindado servicios de capacitación a la Fundación Pro Niños en la formación a familias para que brinden un apego seguro a niñas, niños y jóvenes.

El proceso de colaboración entre Quiera y Fundación Pro Niños parte de una planeación multianual basada en un diagnóstico institucional llevado a cabo por la primera.
Fundación Pro Niños también ha recibido mentorías de liderazgo para administración y mandos medios. Asimismo, siendo la salud mental uno de los temas de gran interés para Quiera, y bajo el lema de “cuidar a quienes nos cuidan”, recientemente se ha puesto a disposición de la IFQ una red de psicólogos y proveedores de servicios profesionales que brindan auxilio en la atención de necesidades de profesionalización y mejoramiento del clima laboral. Por ejemplo, se ha difundido un manual para el manejo de estrés postraumático.

5 Fundación Quiera, (2019). Fortalecer para reinsertar: Informe Anual de Sostenibilidad 2019. Fundación Quiera. Consultado aquí

Es como un elevador, entras y te lleva muy rápido, más lejos de lo que pensabas, el camino pudo haber sido más arduo sin Quiera”,

Laura Alvarado
Directora General de Fundación Pro Niños de la Calle.

RESULTADOS

Algunos de los cambios importantes que Fundación Pro Niños ha observado a partir de la intervención de Fundación Quiera son:

  1. Transitó de no tener una metodología de intervención sistematizada, a contar ahora con herramientas que responden a la conformación de una visión estratégica, integral y de largo plazo.

  2. Incorporación de una práctica de evaluación de resultados.

  3. Ingresos mayores a sus egresos anuales, por lo cual su fondo patrimonial está creciendo año a año (actualmente equivale a un año de operación).

  4. La organización actualmente trabaja con organismos como la UNESCO.

Entre 2000 y 2018, Fundación Pro Niños ha atendido a 3551 niñas, niños y jóvenes a través de sus programas. En 2019, atendió a 307 niñas, niños y jóvenes.

APRENDIZAJES Y PERSPECTIVAS

Fundación Quiera ha aprendido que el modelo de acompañamiento debe adaptarse a las particularidades de cada IFQ apoyada. Por lo mismo, las intervenciones no han estado exentas de retos. Uno de ellos es el contexto social actual del país, en el que fuertes problemas estructurales como la trata de personas y el crimen organizado incrementan las posibilidades de que las niñas, niños y jóvenes caigan en situaciones de alta vulnerabilidad.

Fundación Quiera considera que el fortalecimiento de las instituciones a veces es poco valorado en comparación con respuestas asistencialistas, lo cual genera resistencias en el sector.

Uno de los grandes desafíos que enfrenta Fundación Quiera es el cambio de Presidencia del Consejo cada dos años, pues puede ocasionar situaciones de incertidumbre en torno a la continuidad de los proyectos.

Para Fundación Quiera el aprendizaje se considera un proceso clave y de carácter continuo. De cada experiencia se obtienen valiosos aprendizajes mutuos que son aplicados en futuras intervenciones. Las buenas prácticas son adaptadas; las áreas de oportunidad son estudiadas y mejoradas.

Frente a estos retos, Fundación Quiera se ha planteado como objetivo calibrar sus apoyos de acuerdo con el contexto; posicionar la importancia del fortalecimiento institucional demostrando los resultados que ha obtenido; y acompañar de forma cercana a las IFQ para planear a largo plazo. Asimismo, ha logrado superar los problemas de gobernanza interna teniendo como eje rector su objetivo central y fortaleciendo continuamente su visión estratégica.

Fundación Pro Niños considera que la principal ventaja de una estructura de fortalecimiento de largo plazo es poder desarrollar una visión estratégica sólida dentro de la organización. Ello, a su vez, permite implementar una mejor estructura interna, preparada ante diferentes escenarios, que asegure la permanencia de sus intervenciones.


Regístrate para recibir el informe completo y los casos estudiados.